5 consejos para que tu trabajo remoto sea exitoso

senilix
Guillermo Rafael Apr 01 21
senilix

En un mundo cada día más digital el trabajo tradicional es un concepto esta en decline. Hoy en día hay muchos equipos que trabajan desde lugares diferentes, e incluso desde países diferentes. 

Trabajar en remoto con un equipo es un reto, no vamos a negarlo. Pero es posible hacerlo de forma eficiente y lo cierto es que si consigues que funcione la productividad aumentará de forma exponencial.


1. Espacio de trabajo

En una oficina el espacio está preparado para el trabajo, pero cuando tu oficina está en tu domicilio el espacio muchas veces se comparte con otros usos. Sin embargo, este es un factor importante para la productividad. Debes tener un espacio de trabajo que no uses con otros fines.

Ten a mano todo lo que puedes necesitar para tu trabajo y asegúrate de que el entorno es propicio a la concentración y que no existen a tu alrededor distracciones.


2. Establece tus horarios

 Cuando compartes espacio para tu vida laboral y tu vida personal es muy importante mantener cada cosa en su sitio. Es fácil que acabes mezclando todo y poniendo una lavadora mientras contestas una llamada o respondiendo a un email mientras ves tu serie favorita desde el sofá si no estableces límites. Delimita tus horas de trabajo y una vez termines da por finalizada la jornada hasta el día siguiente.


3. Vestirse

Claro, podrías trabajar en ropa interior, pero tomar una ducha y vestirnos adecuadamente contribuye en gran medida a sentirnos llenos de energía y listos para el día productivo que tenemos en mente.


4. Establece algunas reglas con la familia

Las distracciones son el asesino silencioso de la productividad, cuando se trabaja desde casa. Tu niño pequeño quiere un poco de atención. Tu cónyuge puede apoyarse un poco más simplemente por la proximidad. Programa una reunión familiar y establece algunas reglas básicas sobre el espacio que necesita para ser productivo trabajando desde casa.


5. Tómate descansos

En la oficina parece natural una charla en el pasillo de unos minutos o la pausa del café, pero si trabajas desde casa estos descansos son menos obvios. Es recomendable levantarte de la mesa, caminar unos pasos y descansar la vista de la pantalla cada dos horas al menos. Está demostrado que este sencillo hábito mejora la productividad, a veces basta con ir a la cocina a tomar un vaso de agua o asomarse a la ventana.

Image Description
Escrito por:

Guillermo Rafael